Criterios de un departamento de lujo

El crecimiento acelerado que experimenta el sector inmobiliario en zonas exclusivas de la ciudad puede llevar a errores sobre la calidad de un inmueble, debido a que no sólo la ubicación o el área del departamento determinan si es un proyecto de lujo.

Si está pensando en comprar un departamento, los expertos inmobiliarios sugieren tener en cuenta los siguientes factores para determinar su exclusividad.


Ubicación ideal

La zona debe ser estratégica o útil para el inquilino, lo que significa que deben existir áreas circundantes de uso cotidiano.

Las plazas comerciales, los lugares de recreación, los parques, los restaurantes, las cafeterías y los bares son lugares deseables. Además, hay que tener en cuenta la cercanía a la oficina para evitar el estrés de los desplazamientos de larga distancia.

Acabados de alta gama

Los acabados de un departamento deben ser elegidos con cuidado y precaución, ya que son los responsables de generar armonía en el entorno que conforma el piso. La paleta de colores se limita a unos pocos tonos, destacando algunos colores.

La tendencia actual "menos es más" permite conseguir un equilibrio entre lo estético y lo necesario. Uno de los tipos de suelo más populares es la madera, que se puede utilizar en salas, comedores y dormitorios. En cuanto a las preferencias de los clientes, destacan las piedras como el cuarzo y las maderas como el bambú.

Espacios comunes

La presencia de lugares comunes donde se puedan practicar de forma segura y sencilla diferentes actividades antiestrés, tales como gimnasios, jardines interiores, terrazas, bares o jacuzzis, es actualmente una de las comodidades más buscadas a la hora de comprar un departamento.

Las áreas de coworking dan flexibilidad y se construyen para que los residentes puedan trabajar o estudiar en un lugar cómodo sin tener que salir de su edificio.

Funcionalidad

Más allá del tamaño del departamento, hay que tener en cuenta la distribución del espacio, ya que éste debe ser funcional y los metros cuadrados que lo componen deben aprovecharse al máximo.

Recuerde que el precio de un departamento de lujo puede fluctuar, por lo que es fundamental tener en cuenta la posibilidad de revalorización futura del inmueble a la hora de realizar la compra.